Blog

Tips para tener una buena conversación en inglés

conversación en inglés

Una de las grandes dificultades a las que se enfrenta el estudiante es a mantener una conversación en inglés. De nada sirve saberse la teoría, incluso haber estudiado durante meses el vocabulario, si luego no sabemos cómo introducirlo en una conversación.

Al fin y al cabo, saber hablar en inglés es lo que te van a pedir en una entrevista o si te vas al extranjero.

Si tienes dificultades para mantener una conversación en este idioma, sigue leyendo estas claves que te ayudarán:

Claves para tener una conversación en inglés

-Escucha atentamente

Aunque esto parece obvio, es una de las claves por excelencia para mantener una buena conversación en inglés. Cuando hablamos en castellano, muchas veces desconectamos y, aun así, podemos seguir el ritmo de la conversación. Si esto lo haces en una conversación en inglés, te perderás en el primer minuto.

Céntrate en lo que te están contando, escucha de manera activa, ten presente los gestos, los movimientos de la boca, así como cualquier otro elemento.

-No tengas miedo a preguntar

Como si estuvieras en clase, si hay algo que no entiendes, o tienes alguna duda con algo que han dicho, no dudes en preguntar. Tan solo tienes que aprender cómo decir frases del estilo:

-I’m sorry, could you say it again?

-I didn’t hear you.

El interlocutor se dará cuenta de que tu nivel de inglés no es demasiado elevado, pero que te estás esforzando mucho por aprender. Es por ello, por lo que te lo repetirá todas las veces que necesites, haciendo más énfasis en aquellas partes que puedan resultar más complicadas.

-El gran problema de la vergüenza

Muchas veces, el problema no es tanto no saber hablar en inglés, como perder la vergüenza a hacerlo. Si ya nos cuesta tener una conversación en español con desconocidos, una conversación en inglés, en la que sabemos que nos podemos equivocar en cualquier momento, el nivel de vergüenza aumentará de manera considerable.

Si hablas con una persona que no es nativa, esta conocerá el momento por el que estás pasando, porque en un momento dado también pasó por ahí.

También es posible que la persona con la que estás hablando conozca otro idioma, quizá hasta tenga algunas nociones en español. Podéis ayudarnos entre vosotros para aprender de manera simultánea.

-El volumen: une da de las barreras físicas del aprendizaje

Muchos estudiantes pensamos que cuando tenemos una conversación en inglés, y no conseguimos seguir el hilo de la misma, es porque estamos cometiendo un error en algún punto. Puede ser que nuestra compresión sea mala, que no pronunciemos bien, que el listening debe mejorarse…

Y puede que todo lo anterior sea cierto, pero hay un elemento que no debemos pasar por alto, y es el volumen

Quizá, la otra persona te esté hablando a un volumen tan bajo que no puedes entenderlo (piensa que esto también te podría pasar si hablas en español). También puede ser que tu no estés hablando lo suficientemente alto; esto también es normal, ya que te expresas en un idioma que no dominas y no estás tan seguro como al hablar el español.

Prueba a ajustar el volumen: quizá es lo que te hace falta para mantener una buena conversación en inglés.

-Ajuste de la velocidad

¿Estás hablando a la velocidad adecuada? Quizá, ya sea por nervios, ya sea porque es tu manera de expresarte, puede ser que estés hablando a una gran velocidad y la otra persona no sea capaz de seguirte.

También puede ser que la velocidad a la que estés hablando sea bastante lenta, y que esto pueda dificultar bastante la comprensión.

La velocidad adecuada para tener una conversación en inglés es algo que se irá adquiriendo con el tiempo. Tendrás que practicar bastante y aceptar las críticas. Relájate cuando estés hablando e intenta no ponerte nervioso si te equivocas: todo el mundo nos equivocamos en algún momento cuando hablamos, y más si estamos aprendiendo un nuevo idioma.

-El truco de las preguntas abiertas

Tarde o temprano, tendremos que participar en una conversación en inglés en la que la otra persona no hable mucho. Puede ser que tan solo conteste a nuestras preguntas con monosílabos del tipo si o no. Esto puede ser un auténtico caos para las personas que intentan aprender el idioma, ya que tendrán que llevar ellas el hilo de la conversación.

Para evitar que esto nos ocurra, siempre nos podemos basar en preguntas abiertas. Utilizaremos términos como Where, When, How, What, Who entre otros relacionados. Gracias a estas preguntas estaremos forzando a que la otra persona se involucre en la conversación, que nos dé mucho más detalle y así lograr una óptima inmersión lingüística.

Así que ya sabes: si estás en una situación en la que no dominas el idioma, prueba a conseguir que sea la otra persona la que hable.

-Entrena los músculos de la boca para hablar en inglés

Otro de los problemas que evitan que hablemos inglés con fluidez es no tener una buena pronunciación, y la mayoría de las veces es porque no hemos entrenado la boca para conseguirlo. Los músculos deben desplazarse de tal manera que la boca adquiera la forma deseada para pronunciar esa sílaba o palabra completa.

Podemos darle la vuelta a esta situación entrenando los músculos de la boca: si no tenemos a nadie que nos pueda echar una mano con esto, podemos practicar a leer en voz alta. También podemos escuchar algún que otro listening en YouTube e intentar repetir lo que nos están diciendo en voz alta.

Estos ejercicios te facilitarán cualquier conversación en inglés.

Recuerda estos sencillos trucos a la hora de hablar en inglés. Muchos son de sentido común, y lo más probable es que ya los hayas utilizado en alguna ocasión. 

Pruébalos y verás cómo logras tener una conversación en inglés fluida.

¿Cómo practicar inglés conversacional?

practicar ingles

Ya conoces el vocabulario en inglés y las normas para tener una conversación. Aunque la teoría parece fácil, cuando pasamos a la práctica nos encontramos con muchas dificultades.

  • El habla es lo que menos se practica: La mayoría de cursos para practicar en inglés se centran demasiado en la parte de la gramática y de la escucha, y no dejan demasiado espacio al speaking. Muchas veces, el alumno tendrá que buscarse la vida lejos del centro en el que está estudiando: puede pedir ayuda a un compañero que hable inglés, buscar a persona que quieran mejorar el idioma, localizar a personas nativas, etc.
  • Estrés: Hay muchos lugares en los que podemos participar en grupos de personas para hablar en inglés, incluso hay clubs y bares especiales para ello. Puede que te lo pases en grande mientras los demás hablan, pero que la cosa cambie cuando llegue tu turno. Tener una conversación, y más en un idioma que no se domina, puede ser muy estresante: dudarás si te está entendiendo, si los vas a aburrir, si has dicho algo mal, etc.

Es tan solo una barrera mental que nos auto imponemos, y que tendremos que dejar a un lado. 

Formas para practicar tu inglés conversacional

-Apóyate en la tecnología

Las nuevas tecnologías nos lo ponen muy fácil a la hora de aprender nuevos idiomas. Estamos hablando tanto de ordenadores de sobremesa, portátiles, teléfonos, tablets, televisores, incluso hasta asistentes digitales. 

Estas son algunas ideas de cómo la tecnología puede ayudarte con el aprendizaje:

  • Búsqueda por voz de Google: Puedes probar a hablarte al asistente de Google por voz para ver si te entiende (por supuesto, en inglés). Así sabrás si tu aprendizaje está dando frutos.
  • Skype: Con Skype rompemos con las distancias. Podremos ponernos en contacto con personas de cualquier parte del mundo. Lo único que tendremos que hacer es buscar a otras personas que quieran hablar en inglés para mejorar su nivel, o incluso a nativos que quieran hablar con españoles. Hay muchas plataformas y foros que nos pueden ayudar con ello.
  • WhatsApp o Telegram: Las clásicas aplicaciones de mensajería también pueden ayudarnos con nuestro nivel de idioma. Si estás practicando inglés con una persona conocida, puedes mandarles notas de audio en el día a día, de manera improvisada. Así te irás soltando, o no tendrás mucha presión, ya que la conversación no es en tiempo real.
  • Asistentes digitales: Asistentes como Alexa o Ok Google pueden ayudarnos con el aprendizaje. Podemos hablar con ellos en inglés para ver si entienden nuestras órdenes, pedirle que nos deletreen frases, incluso hasta traducir palabras a otros idiomas.

-Comunidad de VerBling

VerBling está considerada como una de las mayores comunidades de grupos de chat que podemos encontrar en la red. Tan solo tendremos que entrar a la charla y contratar a la pregunta que habrá hecho el creador de la misma, o cualquiera de sus integrantes.

Es un sitio web completamente gratis, para charlas con usuarios nativos o con otras personas que, como tú, buscan mejorar su nivel de inglés.

Una de las características de la comunidad de VerBling es que los usuarios suelen ser muy comprensivos, en especial con aquellas personas iniciadas que están empezando en la plataforma. No tengas miedo a cometer errores, ni estés nervioso o nerviosa por ello, ya que te van a entender.

-Usa HelloTalk

HelloTalk es una aplicación de mensajería muy similar a las que ya hemos comentado, con la particularidad de que te interconecta con hablantes nativos del idioma que te buscaría practicar.

Aunque es una app de texto, también puedes practicar inglés con ella gracias a la función para poder enviar notas de voz. Incluso podemos diseñar el programa de tal manera que lea los mensajes de voz que vayamos recibiendo.

Esto último resulta muy práctico para que mejoremos en pronunciación.

-WordReference: el diccionario que podrás llevar siempre contigo

WordReference es una de esas aplicaciones que tendremos que llevar siempre en el teléfono móvil si realmente queremos hablar en inglés.

A diferencia de lo que muchos de nosotros pensamos, la aplicación no es tan solo un diccionario, sino que también integra prácticas opciones que nos permitirán mejorar nuestro inglés conversacional.

Por una parte, la aplicación tiene el poder de pronunciar las palabras en voz alta, para mejorar la pronunciación. También la podemos repetir tantas veces como queramos, e intentar imitarla. Además, te permite buscar el significado de una palabra y aplicarla a un determinado contexto, para ver ejemplos de su uso en la vida real.

-Narra tu día y traduce todo lo que veas

Si no tienes a nadie con quien practicar inglés, no pasa nada, puedes convertirte tú mismo en un interlocutor en tu mente. Lo único que debes hacer es ir contándole a tu mente lo que vas viendo, pero en inglés.

Narra las acciones, las personas con las que te encuentras, las cosas que ves, los problemas a los que te has tenido que enfrentar, etc.

Además, intenta traducir al inglés cualquier texto que te encuentres; es posible que esto no mejore tu inglés conversacional, pero sí que mejorará tu vocabulario.

Sigue estos 5 consejos básicos para practicar inglés y verás cómo tu capacidad para mantener conversaciones evoluciona.

Los mejores libros en inglés para mejorar vocabulario

libros en ingles

El inglés es uno de los idiomas más importantes, y es que con él nos podemos defender en cualquier entrevista y en cualquier país. Es una buena manera de ampliar nuestros horizontes profesionales, además de ayudarnos cuando tengamos que hacer un viaje o, incluso, irnos a otro país a vivir.

Los expertos aseguran que la mejor manera de agilizar el aprendizaje de cualquier idioma es estudiando mucho vocabulario. Por ello, es recomendable buscar recursos que nos permitan aprender vocabulario en inglés. Y aunque hay mucha metodología online, los libros en inglés son nuestra principal apuesta: están siempre disponibles y no requieren ni de electricidad, ni de una conexión a la red.

En las siguientes líneas, hemos preparado un listado de los mejores libros para aprender vocabulario en inglés.

¿Quieres mejorar tu vocabulario en inglés? Prueba con estos libros en inglés

-Ulysses de James Joyce

Empezamos con esta fantástica novela que está considerada como una de las más destacadas de la literatura. Si ya lo has leído en español, lo tendrás más fácil para conocer mejor la historia.

Es una apasionante novela del siglo XX que lo tiene de todo, por lo que te enganchará de principio a fin. Te perderás entre sus tramas de aventuras y humor y su simbolismo.

Aunque parece bastante tocho, y esto puede echar para atrás a aquellos que no dominan el vocabulario en inglés, lo cierto es que resulta bastante fluido.

-Animal Farm de George Orwell

Este título de Orwell nos muestra una alegoría a la Rusia comunista, siendo un material imprescindible para el estudiante, o para quien quiera saber más de la época. El autor se caracteriza por haber desarrollado obras claras y con un estilo simple: El vocabulario en inglés que utiliza es bastante sencillo, pero esto no le resta valor a la obra, ni mucho menos.

Un error muy habitual que se suele cometer a la hora de leer Rebelión en la Granja es pensar que se trata de un libro para niños… pero es muy serio, hasta el punto que ha fue censurado por diversas editoriales.

-The Giver de Lois Lowry

Siguiendo con este listado de libros en inglés, también te interesa conocer este título que te atrapará desde el principio hasta el final.

La trama nos introduce en una comunidad algo extraña que siguen reglas fijas. Todo cambia cuando un joven se sumerge en la comunidad y empieza a desvelar algunos de los secretos mejores guardados

Lo mejor de esta obra es la gran cantidad de metáforas y alegorías que nos permitirán conocer mejor el idioma. La gramática es muy sencilla de entender y su atmósfera misteriosa nos mantendrá en vilo hasta que lleguemos a la última página.

-The Lord of Flies de William Golding

Esta historia está reservada para los más aventureros: la trama sigue a un grupo de jóvenes que se han perdido en una isla, y que tendrán que hacer lo imposible para sobrevivir.

Aunque si bien es cierto que la novela se publicó en el año 1954, es más actual que nunca. 

Debido al aislamiento que sufrirán nuestros protagonistas, podremos ir viendo el lado oscuro de cada uno de ellos.

-Tuesdays With Morrie de Mitch Albom

Este es otro de esos libros en inglés que vas a querer tener en tu estantería. La protagonista de la historia es una mujer llamada Mitch Albom que se encuentra con una antigua maestra de cuando estudiaba en la facultad. De ella aprendería algunas de las cosas más importantes de la vida, que le ayudarían a ser quien es.

Además de ser un valioso recurso repleto de enseñanzas que podemos emplear en muchas situaciones, también nos ayuda a aprender más sobre el estilo conversacional, expresiones más comunes, vocabulario en inglés, entre otros rasgos identificativos del idioma.

-Fantastic Mr Fox de Roald Dahl

Este libro está más bien pensado para un público infantil, aunque no por ello es aburrido. Su principal característica es que tiene un estilo y lenguaje sencillo, lo que permitirá que el lector iniciado lo pueda seguir con facilidad.

Fantastic Mr Fox es una fábula que nos mete en la piel de un lobo muy travieso que ataca una granja con el objetivo de robar comida para alimentar a su familia. Sin embargo, cae en las garras de tres crueles granjeros que impedirán que salga de allí a toda costa.

Es una novela bastante corta por lo que, quizá, deberíamos empezar por aquí.

-High Fidelity de Nick Hornby

La historia de Rob Fleming, un excéntrico amante de la música y obsesionado por clasificar todo su entorno en listas, decide contactar con sus ex parejas después de haber dado fin a su última relación.

La trama transcurre en Londres, por lo que es una buena excusa para que el lector no solo pueda conocer vocabulario en inglés, sino también para que se sumerja de lleno en la cultura de allí y agilice el aprendizaje.

Es una lectura bastante corta, fácil de entender, y con un vocabulario muy interesante.

-The Curious Incident Of The Dog In The Night Time de Mark Haddon

Esta novela nos puede enseñar mucho sobre la vida: está narrada en primera persona por un chico autista llamado Christopher, de 15 años. Es muy inteligente y tiene valores nobles pero, por su condición, le cuesta mucho relacionarse con su entorno.

En un momento dado, Christopher se enterará de que el perro de su vecino ha sido asesinado, y se convertirá en detective para intentar averiguar qué es lo que ha ocurrido.

Una historia corta, pero muy rica en vocabulario.

-Midsummers Night’s Dream de Shakespeare

Y terminamos con esta novela de Shakespeare, muy recomendable que se lea en inglés. Es una de las mejores novelas para empezar con el autor, de las más fáciles de entender para los que todavía no dominan bien el idioma.

Nos introduce en una historia llena de humor, aventura, magia y aventuras, lo que la convierte en una de las obras más vendidas del autor.

Elige cualquiera de estos 9 libros en inglés y verás cómo mejora tu vocabulario.

Normas para mejorar tu pronunciación en inglés

pronunciación en ingles

¿Tienes que mejorar la pronunciación en inglés? Lo cierto es que suele ser la asignatura pendiente de la gran mayoría de estudiantes. 

Además, el ritmo del inglés es bastante diferente al del castellano, lo que supone una traba bastante importante al principio.

Para ayudarte con la pronunciación en inglés, hemos preparado un listado con algunas de las claves que debes considerar:

Normas básicas para mejorar la pronunciación en inglés

-Conoce las sílabas clave -> Acentuación 

Cómo ya hemos visto, el ritmo de este idioma es muy diferente al que estamos acostumbrados. En el momento en el que adoptemos dicho ritmo, todo cambiará, pero hay que llegar hasta ese punto.

Hay muchas maneras divertidas de preparar tu oído para entender la pronunciación en inglés: poner series en Netflix en este idioma (con subtítulos en castellano), escuchar música en inglés con la letra delante, ver documentales en inglés en YouTube (si, también con subtítulos).

-Pronunciación de las vocales

Solemos meter mucho la pata en la pronunciación de las vocales, sobre todo en aquellas que se localizan en una sílaba no acentuada. Estas suelen convertirse en el sonido de [ǝ] (Schwa), un tipo de vocal que es muy común en el idioma. 

-Cuidado con vocalizar las letras mudas

Otro grave error que tenemos que empezar a enmendar desde ya mismo. Solemos pronunciar cualquier letra que nos encontramos, y esto es algo lógico teniendo en cuenta que en nuestro idioma se pronuncian todas.

Sin embargo, algunas letras no se pronuncian en inglés (actúan como si no estuvieran ahí).

Un buen ejemplo de ello lo encontramos en la letra L de palabras como Could, Would, Should o walk.

-La confusión al pronunciar el pasado regular

El pasado regular se forma en inglés añadiendo -ed a la palabra y debemos recordar que siempre hay que pronunciarlos, sin ninguna excepción. 

¿Cuál es el problema? Pues que la pronunciación cambia dependiendo del pasado del que estemos hablando.

-En la gran mayoría de los verbos, la pronunciación se leerá como si fuese una D.

-En aquellos verbos que acaban en K, S, P, SH, CH O F, sonará como una T.

-En los verbos que acaban en T o D, pronunciaremos ID.

Pronunciando correctamente los números

Nos solemos equivocar bastante en la pronunciación en inglés cuando nos referimos a los números. Aquí existen algunas normas:

  • Números acabados en -teen: Estos números tienen el acento en dicha sílaba.
  • Números que acaban en -ty: A diferencia de los anteriores, no tienen dicha sílaba acentuada.

-El error común de añadir la E al principio de la palabra

Otra manía que solemos tener los españoles cuando pronunciamos palabras en inglés lo provocamos cuando añadimos un E de manera automática al principio de la palabra (esto ocurre en palabras como Spanish o Snake.

En realidad, este error está basando con nuestro aprendizaje, y es que no lo tenemos fácil para distinguir el sonido que hace la S sin tener una E delante. 

Por mucho que recuerdes la norma, seguirás fallando una y otra vez… pero esto no quiere decir que tengas que dejar de intentarlo.

-Aprendiendo a distinguir entre B y V

Esta es una las normas que menos solemos cumplir, y una de las más devastadoras a la hora de hacer un examen de pronunciación en inglés.

¿Cómo pronunciar la V?

La V la pronunciaremos manteniendo los dientes de arriba tocando el labio inferior (de la misma forma como si estuviéramos pronunciado la F).

¿Cómo pronunciar la B?

Cómo puedes ver, la pronunciación de la B en inglés es completamente diferente. El sonido será muy parecido al que se emite en castellano, o al de una P.

Entender la teoría sobre la V y la B en inglés es muy sencillo, pero no tiene ningún tipo de sentido si no escuchamos algún ejemplo práctico.

-Aprendiendo a pronunciar la P

La gran mayoría de las veces no nos va a dar ningún problema, y es que la pronunciaremos como si fuera una P convencional. Sin embargo, también la podemos encontrar en forma de PH; en este caso, se pronunciará como una F.

Sigue estas normas y verás cómo mejora tu nivel de pronunciación en inglés.

Películas para aprender inglés en Netflix

películas para aprender ingles

Las mejores películas para aprender inglés en Netflix, una plataforma de streaming digital que te ofrecerá horas y horas de diversión… Pero, ¿y si te dijéramos que le puedes sacar todavía más partido, incluso ayudarte con películas para aprender inglés o mejorar el dominio del mismo? Recuerda que este servicio te permite visualizar series y películas en V.O (que, por lo general, suele ser en inglés).

Lo único que tendrás que hacer es elegir el contenido que quieres ver y seleccionar el idioma deseado. Para que puedas seguir el hilo de la serie, también puedes agregar los subtítulos que quieras (en inglés, español, o en otro idioma). Ver contenidos en inglés no sustituye un buen curso de inglés intensivo, pero te ayudará mucho en tu comprensión del idioma.

Si tu nivel de inglés es principiante, deberías poner los subtítulos en tu idioma nativo. Si es algo más avanzado, puedes apostar por subtítulos en inglés (esto te permitirá mejorar el nivel de tu ortografía, a la vez que adquieres vocabulario).

Sin más preámbulos, destacamos las siguientes Series y películas para aprender inglés con Netflix.

Series y películas para aprender inglés con la plataforma de Netflix

1. Stranger Things

Esta adictiva serie se estrenó en el año 2016 y no tardaría en volverse una de las más populares. Se renovó por una segunda temporada, después por una tercera y, si no nos equivocamos, ahora han renovado hasta por un par de temporadas más.

Es una serie que combina todo: viajaremos en el tiempo a la década de los años 80, a Hawking (Indiana) donde desaparece un niño llamado Will y sus amigos harán lo imposible por encontrarlo.

Es una buena opción para aprender inglés por todo el vocabulario que encontraremos, además de referencias a toda la cultura de los 80 que nos va a encantar.

2. Una serie de catastróficas desdichas

Si has podido leer la saga de libros de Una serie de catastróficas desdichas de Lemony Snicket, compuesta por 13 partes, te agradará saber que esta serie es muy fiel.

Nos cuenta la historia de 3 huérfanos, con una gran fortuna a la que tan solo podrán acceder cuando Violet, la hermana mayor, alcance la mayoría de edad. Mientras tanto, tendrán que enfrentarse al Conde Olaf, un hombre malvado que no se detendrá ante nadie para conseguir la fortuna.

En este listado de series y películas para aprender inglés destaca este título debido a que en ciertas ocasiones aparecen palabras complicadas y el narrador (que es un personaje de la serie también) la definirá.

3. Ozark

Hay quien describe a Ozark como la nueva Breaking Bad. Aunque si bien es cierto que la trama se parece, no tienen mucho que ver.

Nos cuenta la historia de un planificador financiero que viene con su familia en Chicago. De la noche a la mañana tienen que mudarse a los Orzarks, con la promesa de devolver una gran cantidad de dinero a un cártel mexicano.

La serie es muy adictiva y el lenguaje es muy fácil de entender, siendo de las más recomendadas por parte de los expertos para aprender inglés.

4. 13 Reasons Why

Esta serie es un tanto delicada, y es que nos cuenta la historia del suicidio de una adolescente y las 13 razones de por qué lo hizo. Su protagonista es Hannah Baker quien, antes de morir, deja una caja de cintas de casete en donde narra la serie de acontecimientos que le llevarían a hacerlo.

Es una serie bastante dura, pero recomendable. Nos absorberá tanto la historia que empezaremos a aprender inglés casi sin darnos ni cuenta.

5. The Guernsey Literary And Potato Peel Pie Society

Una película que tiene drama, romance e historia. Nos introduce en la piel de Lily James, una escritora que encontrará el secreto que se esconde tras un club de lectura en la isla de Guernsey.

Podrás encontrar acentos británicos en todo su esplendor y te permitirá practicar tu comprensión de lectura.

6. Irreplaceable You

Y terminamos con esta película que nos cuenta la historia de Abby, una mujer a la que le diagnostican cáncer y decide buscar novia a su novio para que estén juntos cuando ella se muera.

Es la forma más romántica de aprender inglés.

Prueba con estas películas para aprender inglés en Netflix y verás cómo te ayudan a avanzar en tu aprendizaje.

 

Y su además tienes la suerte de disfrutar del canal HBO, no te puedes perder la serie del momento, Chernobyl

Beneficios de un curso intensivo de inglés

curso intensivos de inglés

Un curso intensivo de inglés es un tipo de formación cada vez más solicitada por parte del estudiante. La gran ventaja de los mismos es el tiempo que nos permite ahorrar y es que en tan solo unas semanas podremos mejorar la gramática y el vocabulario, al mismo tiempo que la fluidez del idioma.

Lo más común es que elijamos una época vacacional para realizar a estos cursos, como puede ser el verano. Una vez que ya no tengamos que ir a clases, o que podamos coger algunos días de vacaciones, podemos tener el tiempo suficiente para empezar con esta formación.

Si te estás planteando apuntarte a uno de ellos, pero todavía te falta algo para poder tomar la decisión, te recomendamos seguir leyendo para conocer sus principales beneficios:

¿Por qué deberías hacer un curso intensivo de inglés?

Aprendizaje más rápido

Cómo ya hemos comentado, la velocidad es una de las grandes ventajas de un curso intensivo de inglés en terrassa. Si te pones en serio con ellos, te darás cuenta de que en menos tiempo vas a aprender lo mismo que en los cursos que tienen una duración de 9 meses.

Y lo mejor de todo es que no se sacrifica en contenidos: es decir, que tanto la gramática como el vocabulario que se estudia es el mismo, pero se condensa mejor el tiempo.

Esto es lógico -> Y es que no será lo mismo dedicarle un par de horas de la semana a estudiar inglés, que dedicarle 4 ó 5 horas al día.

Ahora bien, es importante elegir un curso que se adapte a las aptitudes y necesidades del alumno. Un curso demasiado intenso podría resultar agotador.

Te permiten aprovechar el tiempo libre

Si necesitas alguna actividad para cubrir algunas horas libres, semanas o meses de vacaciones, un curso intensivo de inglés pueden ser lo que necesitas.

Suelen ser cursos que realizan estudiantes de bachillerato, universitarios y adultos, que aprovechan el verano para mejorar su nivel de inglés, sacarse un certificado oficial o empezar casi desde cero.

Nos ayudan a organizarnos mejor

Un curso intensivo para aprender inglés también resultan muy interesantes para crear unos protocolos de estudios y para ser más autónomos a la hora de organizarnos.

No son fáciles, requieren de un ritmo de trabajo bastante intensivo y rápido. Si no queremos quedarnos atrás, tendremos que ir esforzándonos continuamente.

Como nosotros decidimos apuntarnos a estos cursos, la motivación será mayor. Por ello, el aprendizaje será más eficaz.

Te permite conocer a gente nueva

Si puedes hacer el curso en una academia que esté cerca de donde vives, es posible que puedas conocer a gente con la que compartir nuevas experiencias, hacer actividades y lo mejor de todo es que tendríamos algo en común: aprender inglés.

Incluso hasta podéis llegar a crear un grupo que os ayudará a solucionar dudas que se os puedan llegar a presentar (por ejemplo, se puede crear un grupo por WhatsApp y así preguntar cualquier cosa rápidamente entre vosotros y también al teacher).

Además, aprender inglés de una forma tan eficiente te permitirá ampliar tu círculo de amistades, ya que podrás hablar fluidamente con personas que también lo hablen.

Mayor aprovechamiento de los recursos

El ritmo frenético de los cursos intensivos de inglés te capacitará para poder utilizar otros recursos: podrás ver películas y series en versión original (en Netflix hay muchas que te puede servir), escuchar música en inglés e intentar entenderla, leer las letras de tus canciones favoritas, atreverte a leer un libro en este idioma, y mucho más.

Estas razones te convencerán para hacer un curso de inglés intensivo de verano.

¿Por qué es tan importante aprender inglés?

aprender inglés en terrassa

Aprender idiomas es muy importante en el mundo en el que vivimos, y uno de los idiomas con los que podrás ir a prácticamente cualquier parte es con el inglés. Te abrirá las puertas en el ámbito laboral y expandirá tu mundo. Si todavía no te has decidido a aprender el idioma, en las siguientes líneas te damos algunas razones para hacerlo.

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

COURSES ABROAD

Cursos d’anglès a l’estranger 2020

REUNIÓ INFORMATIVA

20 de febrer / 19:30h

Escola Salt Centre

Si vols rebre més informació envia’ns un mail